ADELGAZA DURMIENDO

CÓMO ADELGAZAR DURMIENDO



Cuando descansas, tu cerebro emite unas ondas conocidas como ondas alfa y Theta, según la profundidad del sueño, mientras que cuando despiertas empieza a emitir las llamadas ondas beta. El ritmo alfa no sólo aparece cuando sueñas, también puede aparecer en estados de relajación, de meditación y cuando estas en la terapia de M&S de TúeresloMáS. Cuando aparece el estrés de forma continuada, el sueño se altera y las ondas beta empiezan a invadir tu sueño, estropeando el descanso nocturno. Los audios nocturnos de la terapia ayudan a dormir por contener sonidos Alfa y Theta. Cuando tienes estrés te levantas con la sensación de no haber descansado, o de haber tenido muchos sueños extraños.
La privación del sueño aumenta los niveles de una hormona llamada ghrelina, que aumenta el apetito, estimula el hambre y reduce el gasto energético, además de “promover la retención de grasas” ; y se disminuye los niveles de una llamada leptina, que indica al cuerpo que estás satisfecho al comer. Entonces, las personas que duermen menos tienden a comer de más.
Las personas que experimentan privación del sueño son más propensas a consumir alimentos ricos en carbohidratos de alto contenido calórico y grasas
Dormir durante toda la noche hace que se pierda más cantidad de grasa. Concretamente, si reducimos nuestro sueño a sólo 5,5 horas perdemos el mismo peso que tras un sueño de 8,5 horas, pero la quema de grasas se reduce a la mitad.
Por cada hora adicional de sueño, a partir de las 7 horas, se consigue reducir en un 36 por ciento el riesgo de sufrir sobrepeso, según ha informado la directora de la Unidad de Nutrición de la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB), Carolina Muro. Así, la experta ha desterrado el mito de que cuanto más se duerme, menos calorías se queman y, por ende, más posibilidades hay de engordar. “Durante la noche el cuerpo gasta energía, por lo que se recomienda a los adultos dormir entre 7 y 9 horas diarias y a los niños unas diez horas”, ha apostillado.
Así que vamos a crear un buen ambiente para dormir, una temperatura agradable, la habitación debe estar a oscuras y ningún aparato eléctrico encendido, ni móvil ni televisión y cuidado con los despertadores con luz estridente, elegirlo que la luz sea anaranjada. Y FELIZ SUEÑO.

Escrito por

No hay comentarios.

Deja una respuesta

Mensaje